Sala declara “No ha lugar recurso de Casación” y ratifica condena contra dos agentes de la PNC


Por: ; mayo 31, 2017

Chalatenango. La Unidad de Patrimonio Privado y Propiedad Intelectual de la oficina Fiscal de Chalatenango, informa la resolución definitiva de La Sala de lo Penal, en la que ratifica la sentencia emitida por la Cámara de la Cuarta Sección Centro, contra dos agentes de PNC, acusados del delito de Hurto Agravado, en perjuicio de una persona que goza de protección, hecho ocurrido en el municipio de Nueva Concepción, el 12 de abril de 2013.

El caso fue conocido en vista pública por el Tribunal de Sentencia de Chalatenango, el 9 de febrero de 2016, en el cual se absolvió a los imputados José Edgardo Calderón y Wilfredo Hueso Ortiz; ante esa resolución, la Fiscalía interpuso recurso de apelación ante la Cámara de la Cuarta Sección del Centro, la cual resolvió el 28 de julio de 2016, revocar la sentencia absolutoria y condena a los dos policías a Cinco años de prisión, y una pena en concepto de responsabilidad civil de $ 300.00.

Los defensores de los agentes interpusieron recurso de casación ante la Sala de lo Penal, al cual el  29 de marzo de2017,  la Sala resolvió “No ha lugar a casar la sentencia”, y ratifica la condena, informó el jefe de esta oficina Fiscal, Emilio Hidalgo.

Los hechos se originaron cuando la víctima se encuentra dentro de su vehículo, afuera del Hospital de Nueva Concepción, esperando a una paciente, y portaba consigo la cantidad de 340 dólares, para ser utilizados en caso ingresaran a la persona que esperaba, cuando un agente de la Policía Nacional Civil, que pasaba en una patrulla, le preguntó qué estaba haciendo ahí, a lo que la víctima le explicó, entonces dicho agente le dice que no podía estar estacionado ahí.

La víctima decidió irse para la gasolinera que está en la  entrada de Nueva Concepción, observando que la patrulla policial lo iba siguiendo, al estacionarse se le acerco nuevamente la patrulla,  y los agentes le dicen que saliera del vehículo, mientras uno lo retiene, el otro le dice que va a registrar el vehículo, entonces la víctima, le dice que debajo del asiento tiene un dinero, y que dejara que lo sacara, a lo cual el agente le dice que no se acercara, hasta que el otro agente le registrara el vehículo.

Observando la víctima, en ese momento que el agente que registraba el vehículo agarra su dinero, y cuando termina, le dice al agente que había visto cuando él había agarrado su dinero, que se lo regresara,  que eran $340.00, contestándole dichos policías que ahí no había ningún dinero, y se retiran del lugar.

Esta nota ha sido leída veces