Fiscal General participa del lanzamiento del Protocolo de acción urgente y estrategia de búsqueda de personas desaparecidas en El Salvador

Arturo Villeda; diciembre 11, 2018

Con la participación del Fiscal General de la República Douglas Meléndez, la oficina  de las Naciones Unidas contra las Drogas y el Delito (UNODC), lanzo el “Protocolo de acción urgente y estrategia de búsqueda de personas desaparecidas en El Salvador”, en el marco de la conmemoración del 70º aniversario de la declaración universal de los derechos humanos.

Según manifestó el Fiscal Douglas Meléndez, es lanzamiento se realiza como uno de los principales resultados del proyecto: “fortalecimiento institucional en casos de desapariciones relacionadas con el crimen organizado para reducir la impunidad en El Salvador”.

El documento ha sido elaborado por un grupo técnico interinstitucional conformado por representantes de Fiscalía General de la República, Ministerio de Justicia y Seguridad Pública, Policía Nacional Civil, Procuraduría para la Defensa de los Derechos Humanos, Corte Suprema de Justicia y el Instituto de Medicina Legal. Donde por parte de la FGR, hubo participación y validación de todos los jefes de las Unidades de Delitos contra la Vida y Unidades Especializadas, que aportaron su experiencia adquirida en los casos exitosos resueltos por la FGR, dijo el fiscal Meléndez.

El proceso de elaboración inició en septiembre 2017, al ver la problemática actual de los desaparecidos en el país y ha contado con la asistencia técnica constante de expertos internacionales. El protocolo de acción urgente y estrategia de búsqueda de personas desaparecidas, constituye el primer instrumento interinstitucional de manejo de casos de personas desaparecidas en El Salvador y  establece una repuesta unificada e integral al fenómeno de las personas desaparecidas.

Los principales beneficios que contiene el presente protocolo son: Tratamiento unificado al fenómeno de las personas desaparecidas; Establecimiento de un sistema de priorización fundamentado en la protección de derechos; Respuesta oportuna y coordinada para la búsqueda de personas desaparecidas e Identificación de patrones y tendencias criminales.

Este protocolo es el instrumento que dará lugar a iniciar la búsqueda de los desaparecidos sin justificaciones ni demoras, y que garantiza a las víctimas su derecho de acceder a la justicia; de este modo, se acaba el mito que exige a los familiares de las víctimas esperar un tiempo determinado para poder denunciar. A partir de este protocolo, ninguna institución del estado deberá exigir al denunciante que espere 24, 48 o 72 horas, para que pueda acudir a reportar la desaparición de una persona.

La estrategia de búsqueda de personas desaparecidas, contenida en el protocolo cumple el objetivo de desarrollar un esquema de planificación, y con ello contribuir, a un abordaje mucho más eficiente de todos los casos que atenten contra la libertad personal. La ruta que se plantea por medio de la estrategia, permitirá determinar las actuaciones que pueden ser desplegadas y las instituciones que se involucran para lograr la ubicación de la víctima.

Este instrumento cumple con los estándares internacionales en la materia, lo cual es de gran relevancia en el marco de la conmemoración del 70° aniversario de la declaración universal de derechos humanos. Ésta importante declaración y otros tratados, como el pacto internacional de derechos civiles y políticos y la convención americana de derechos humanos, reconocen a toda persona dependiente de su jurisdicción los derechos y libertades reconocidos en ellos; por tal razón el protocolo de acción urgente surge como una respuesta de prevención destinada a garantizar el derecho a la vida y la libertad.

 

 

 

 

 

 

 

 

Ver más notas de:

MÁS NOTAS DE INTERÉS