Tres extorsionistas de la MS condenados a 12 años de cárcel en Sonsonate

Soledad Menjivar; febrero 7, 2017

Sonsonate.  Tres reconocidos pandilleros, miembros de una peligrosa estructura de la Mara Salvatrucha que se dedican a intimidar y extorsionar a comerciantes del centro de San Julián, del departamento de Sonsonate, deberán cumplir 12 años de cárcel cada uno, después de que un tribunal diera validez a la acusación Fiscal, declarándose a los tres imputados culpables, del delito de Extorsión en perjuicio de la víctima protegida con clave 1330-10.

El jefe de esta oficina Fiscal Santiago Hernández, informó que la vista pública se desarrolló en el Tribunal de Sentencia de Sonsonate, el 25 de enero de 2017, contra Edwin Ricardo López Flores, de 23 años; Erick Antonio Mendoza Cano, de alias “Dadi”, de 20 años, y  Walberto Edgardo López López,  de 46 años de edad; los tres miembros activos de la Mara Salvatrucha, que operan en el municipio de San Julián.

Fiscales de la Unidad de Patrimonio Privado de la sede de Sonsonate, dieron a conocer, que en el desarrollo de la audiencia el Tribunal dio validez a la pruebas aportadas por la representación Fiscal de tipo pericial, documental y testimonial de la víctima y agentes captores; con lo cual quedo establecida de manera certera, los actos que cada imputado cometió al momento de cobrar la denominada “renta“, imponiendo para cada uno de ellos la sentencia de 12 años de cárcel.

La victima quien goza del régimen de protección especial, identificada bajo la clave “1338-10”, se mostró ofendido del delito de extorsión, al interponer la denuncia de manera directa contra los tres  MS,  el 27 de enero de 2016, lo que dio origen a la investigación, organizándose en la PNC un dispositivo de  vigilancia, control y seguimiento, a través del cual, se logró individualizar a los sujetos quienes fueron detenidos en flagrancia.

En su declaración la víctima “1338-10”, manifestó que sujetos  que se identificaron como pandilleros de la Mara Salvatrucha de San Julián, desde hace varios  meses de manera personal y bajo amenazas a muerte para él, su familia y empleados, les está pagando semanalmente la cantidad de 60 dólares en efectivo, decidiendo interponer la denuncia y es por esta razón que la víctima se siente ofendido,  y autoriza a la Fiscalía General de la República para el ejercicio de la acción penal correspondiente.

Ver más notas de:

MÁS NOTAS DE INTERÉS