Pastor condenado por Violación Agravada en Chalatenango

Soledad Menjivar; julio 12, 2016

pastor

Chalatenango. El pastor Óscar Antonio Silva Beltrán, fue sentenciado a cumplir una condena de 13 años con cuatro meses de cárcel, después de que Fiscales de la Unidad de Delitos Relativos a la Niñez, Adolescencia y la Mujer en su Relación Familiar, de la sede de Chalatenango, lograran establecer la comisión del ilícito de Violación Agravada bajo la Modalidad de delito Continuado, en perjuicio de una adolescente de 15 años de edad.

Explica el Jefe de esta oficina Emilio Hidalgo, que la modalidad de delito Continuado, se debe a que el hecho se dio en tres ocasiones antes de que la madre de la víctima interpusiera la denuncia; el acusado fue juzgado por este delito en el Tribunal de Sentencia en Chalatenango, quien dictó una resolución absolutoria en este proceso.

Luego de esta resolución, la Fiscalía interpuso un recurso de apelación  ante la Honorable Cámara de la Cuarta Sección del Centro de Santa Tecla, quien confirmó la resolución anterior, la Fiscalía al conocer esta resolución toma la decisión de interponer un Recurso de Casación, ordenando esta Sala de lo Penal, la reposición de la vista pública, cuyo conocimiento estaría a cargo de del Tribunal Cuarto de Sentencia de San Salvador.

Es así, que el 11 de Julio de 2016, se desarrolló la nueva vista pública donde la Fiscalía contando con Peritajes Psicológico, de Genitales realizados a la víctima, partida de nacimiento de la menor, inspección de lugar de los hechos, declaración anticipada de la adolescente a través de cámara Gesell, se logró que el tribunal encontró culpable al imputado, condenando a la pena de prisión de  13 años con cuatro meses.

La Investigación da inicio después de que la madre de la víctima interpone la denuncia en febrero de 2014, cuando la víctima tenía 15 años de edad, y se congregaba en una  La Iglesia Profética, donde conoció al pastor Carlos Antonio Silva Beltrán y a su hija, las que se hicieron amigas, cuando en el 2013, el Imputado  llegó a predicar a la Iglesia “Misión Evangelica Cristo Vive”.

El  20 de Marzo del año 2013, cuando la víctima había cumplido los quince años, el pastor abusó sexualmente de ella, pasados unos meses de la violación, siempre en el mismo año,  el imputado empezó a amenazar por teléfono a la víctima diciéndole que cuando él quería algo con una menor y no se dejaba “le ponía el cohete en la boca” y la mataba.

Unos días después de esa amenaza, le dijo que saliera con él y llegó a esperarla a la Escuela, accediendo la adolescente por temor, llevándola al Hotel Las Brisas, ubicado en el Coyolito, Jurisdicción de Tejutla, Departamento de Chalatenango, donde volvió abusar sexualmente de la ella.

Ver más notas de:

MÁS NOTAS DE INTERÉS