Aplican medidas de internamiento a un adolescente por siete casos de homicidio en San Martín


Por: ; marzo 21, 2018

Soyapango. La Unidad de Penal Juvenil de la oficina Fiscal de Soyapango, logró que un Tribunal de Menores declarara 15 años de internamiento para un adolescente, miembro activo de la MS, quien está vinculado en siete casos de homicidio, cometidos  los meses de enero a agosto del 2015 y de enero a julio de 2016, en la  jurisdicción de San Martín, explicó el jefe de esta sede Fiscal Miguel Iraheta.

El informe señala, que la audiencia de imposición de medidas, del proceso especial penal juvenil, estuvo a cargo del Juzgado de Menores de Soyapango, ante el cual debió comparecer Oswaldo N-. alias “Jumbo”; que al momento de cinco casos de homicidio contaba con 15 años de edad, y en los dos últimos ya había cumplido los 16 años, por estos últimos recibió pena de 15 años de internamiento.

La declaratoria de responsabilidad al menor con internamiento de 15 años por dos homicidios en perjuicio de las victimas Renato Alfonso Quintanillas Rivas e Iván Guillermo Zavala Zavala; y se declaró la conducta antisocial en los otros cinco Homicidios Agravados, en virtud que el infractor tenía 15 años de edad cuando participo en esos asesinatos.

Los homicidios fueron cometidos por miembros de la MS, en la Lotificación Lourdes por la colonia Alcántara; en el  pasaje 5 de la colonia Lourdes; en la comunidad 15 de septiembre; en predio baldío de la colonia Santa Teresa; en el  pasaje San Jorge y calle San Antonio colonia Santa Fe 2, predio baldío final calle Cristina de la colonia Santa Fe 1.

Según la relación de los hechos el adolescente infractor desempeña la función de poste (seguridad) dentro de la Mara Salvatrucha (MS-13), de la Clica Locos Salvatruchos, que operan en  la colonia Lourdes de San Martín; en los siete homicidios el menor contribuyo a realizar la contra vigilancia hacia la Policía, en el momento que otros gatilleros, con sus armas de fuego disparaban contra cada víctimas en diferentes fechas, horas y lugares de la jurisdicción de San Martín; la mayoría de las víctimas eran pandilleros de la 18 y otros pandilleros que se habían retirado.